Nuevo sitio Cumbre del Brics y organización de cooperación se Shangai 4 Agosto 2015

La reconfiguración global no se detiene

Las recientes cumbres desarrolladas en Rusia son relevantes en el actual contexto internacional, marcado por la contradicción interimperialista que enfrenta a EEUU y la OTAN con China y Rusia.

Edición N° 5

A Vencer (agosto-2015)

A Vencer

Sumario

Compartir Articulo

Cumbre del Brics y organización de cooperación se Shangai | La reconfiguración global no se detiene

El pasado julio la ciudad rusa de Ufá fue el lugar elegido para la VII Cumbre del BRICS pero también de la Organización de Cooperación de Shanghai (integrada por Rusia, China, Kazajistán, Kirguistán, Tayikistán y Uzbekistán) y la Unión Euroasiática (Rusia, Kazajistán, Bielorrusia y la Comunidad de Estados Independientes, que agrupa a 10 naciones ex soviéticas).

Es una buena oportunidad para analizar algunas de las principales conclusiones que dejaron los cónclaves, el contexto internacional en el que se desarrollaron y algunos de sus interrogantes a futuro.


El contexto internacional de las cumbres

Es oportuno señalar que la etapa está atravesada por la contradicción interimperialista que enfrenta de un lado a EEUU/OTAN y a China/Rusia de otro, en el marco de la crisis internacional. Esta contradicción enmarca y configura las relaciones de fuerzas entre potencias imperialistas y Estados a nivel global (lo que se da en llamar "Mundo Multipolar"). Y no deberíamos perder de vista que también abre distintas posibilidades a los movimientos de masas.

Las cumbres estuvieron signadas por las fuertes tensiones entre estos dos bloques.

La estrategia estadounidense venía consistiendo en la ocupación aunque sea de una pequeña franja de territorio sirio y la vuelta de los que eran territorios del sudeste ucraniano al régimen de Kiev que se incorporaron a la UE y la OTAN, reconociendo inclusive la pérdida de Crimea. De esta forma EEUU lograría parte de sus objetivos, para la construcción de gasoductos y oleoductos para transportar energía (gas y petróleo) desde el mar Caspio hasta el Mediterráneo y desde allí hasta Europa, desplazando a Rusia e Irán, sumado a la obstrucción de China en esa región.

En este sentido, el 27 de junio, el subsecretario de Estado estadounidense, Antony Blinken, acusó a Rusia y China de romper el status quo: "Tanto en el este de Ucrania como en el Mar del Sur de China somos testigos de los intentos de cambiar de manera unilateral y forzosa el status quo", declaró Blinken.

Un día antes, el 26 de junio el Secretario General de la OTAN, el noruego, Jens Stoltenberg, reconoció la reunión entre los ministros de Defensa de la coalición en Bruselas para acordar la ampliación de la Fuerza de Respuesta con 40.000 efectivos desde el nivel actual de 13.000. El 22 de junio, el secretario de Defensa estadounidense Ashton Carter había anunciado la colocación de cientos de tanques yanquis, vehículos militares y piezas de artillería pesada en los países bálticos, Polonia, Rumania y Bulgaria. Estas son solo algunas de las provocaciones desarrolladas por los norteamericanos.

Por su parte, la respuesta rusa a la expulsión del G8, a las sanciones económicas de la UE y a las provocaciones económicas y militares de Estados Unidos ha sido de contención en el plano militar, señalando que no dudarán en responder, pasando a la ofensiva política, de ahí que Rusia concentrara intencionalmente las tres cumbres.

China se mantiene en una posición defensiva, aunque sus fuerzas armadas están en pleno proceso de modernización y con una notable capacidad de producción armamentística. En el marco de una transición del modelo de exportaciones para el mercado mundial al desarrollo de su propio mercado interno, con todas las contradicciones que ello acarrea. La crisis bursátil que atraviesa es solo una expresión de dicho proceso.

Muy probablemente las nuevas escaramuzas entre estos bloques las veamos en Transnistria, un Estado situado en la frontera con Ucrania autoproclamado independiente de Moldavia en 1990. Donde se están desarrollando todos los condimentos de la "estrategia Maidán". El 16 de mayo, una manifestación pide la creación de una Gran Rumania que incluya a Rumania, Moldavia y Besarabia dentro del marco de la Unión Europea. Y el 25 de mayo, organizaciones de la sociedad civil de Transnistria hacen pública una carta dirigida al presidente de la Federación Rusa, Vladímir Putin, pidiéndole que proteja al país en caso de amenaza externa.


Las claves de la VII Cumbre BRICS

Las claves más importantes son: la adopción de una estrategia de cooperación económica hasta el año 2020 destinada a elevar las inversiones mutuas. Las mismas serán financieras y tecnológicas. En el primer aspecto sobresale la institucionalización del Banco del Desarrollo, junto al fondo común de reservas; en el segundo de los planos, se destacan proyectos en la esfera energética, en infraestructura de transporte y seguridad informática, entre otros.

Al recaer sobre Rusia la presidencia del BRICS, el encargado de transmitir las conclusiones fue el presidente ruso Vladímir Putin. Más allá de los anuncios señalados, es para destacar que el bloque sentó posición sobre los temas más calientes de la agenda internacional, pronunciándose críticamente sobre: la situación griega señalando a la Troika como la principal responsable; en relación a Irán plantearon que había "que retirar el término 'sanciones' del vocabulario mundial"; la condena y la cooperación en la lucha contra el Estado Islámico; y por ultimo señalaron que el "proceso de pacificación en Ucrania se tambalea" (aunque sin hacer referencia a la anexión de Crimea por parte de Rusia).


La Organización de Cooperación de Shanghái: consolidación y ampliación

La cumbre estuvo signada por maratónicos encuentros bilaterales entre los estados miembros y toda una serie de países invitados como observadores (Bielorrusia, Azerbaiyán, Armenia, Camboya, Siria, Egipto, Maldivas y Sri Lanka han presentado solicitudes de incorporación). Sin lugar a dudas el dato más destacado ha sido el proceso de incorporación de la India y Pakistán como miembros plenos (ambos países poseen armas atómicas). El mismo nivel de importancia ha tenido el apoyo de Rusia a la solicitud de Irán de integrarse en la OCS, a la espera que el proceso de incorporación pueda iniciarse en cuanto finalizarán las negociaciones nucleares entre Irán y el P5 + 1 (Consejo de Seguridad de ONU más Alemania).

Se destacaron las definiciones políticas de la cumbre. En ese sentido Putin subrayó: "Para nosotros [Eurasia] no es un tablero de ajedrez ni un campo para juegos geopolíticos. Es nuestro hogar y todos nosotros queremos que en este hogar reinen la tranquilidad y la abundancia, que en ella no haya espacio para el extremismo ni intentos de satisfacer los propios intereses a costa de los demás". Además de señalar que la meta principal será "incrementar el peso del bloque en la estructura financiera mundial".

En el mismo sentido, el presidente sudafricano, Jacob Zuma planteó que el FMI y el BM, siempre "buscan dictar lo que uno debe hacer" y la nueva entidad (se refiere al Banco de Desarrollo) "es una oportunidad para deshacerse de este dictado de Occidente".

También es de destacar la decisión entre Rusia y China de intensificar el volumen de transacciones comerciales bilaterales de todo tipo en sus monedas nacionales. Una resolución que proponen extender a los demás miembros del BRICS y la OCS, según reconoció Vladímir Putin. En el marco del encuentro, Putin y Xi Jinping han ratificado la coordinación del ambicioso proyecto chino de la nueva Ruta de la Seda y la Unión Económica Euroasiática.

Como decíamos más arriba, estos hechos se desarrollan en el marco de una profunda crisis capitalista global, con dos potentes bloques imperialistas enfrentados, que solo pueden ofrecerles dolores y sufrimientos a la población mundial. Debemos hacer el esfuerzo por estudiar y analizar estos sucesos internacionales, evitando seguirlos como la sombra al cuerpo. La posibilidad de adelantarnos y prever sus tendencias nos abrirán oportunidades a las masas y a las organizaciones revolucionarias, las mujeres y hombres del pueblo kurdo son un ejemplo de ello.

Comentarios

Marcos Muñoz
Autor

Marcos Muñoz

Profesor en Historia.