Nuevo sitio LEAR 29 Julio 2014

Gobierno, patronal y burocracia contra los trabajadores

En los últimos meses, se ha profundizado el ajuste sobre la clase trabajadora. En la industria automotriz y autopartista, miles de trabajadores fueron suspendidos o directamente despedidos, como parte del plan de ajuste de las patronales.

LEAR | Gobierno, patronal y burocracia contra los trabajadores

Además, en este marco, como ya se había evidenciado con claridad en Gestamp, el gobierno kirchnerista, las empresas y el SMATA vienen actuando de forma conjunta para derrotar a los delegados y al activismo antiburocrático del gremio. En aquel momento, para quebrar la resistencia de los obreros de la autopartista de Escobar, la patronal y el ministerio habían llegado a la escandalosa maniobra de violar y tirar para atrás la conciliación obligatoria que marcaba que los despedidos debían volver a sus puestos de trabajo.

En Lear, empresa autopartista yanqui que abastece de cables a la Ford, la patronal dejó a más de 200 trabajadores en la calle, entre despedidos y suspendidos, sin respetar ninguno de los procedimientos de crisis que fija el ministerio. Además, desde un comienzo y de forma completamente ilegal, impidió el ingreso de los delegados a la planta. Se puso en evidencia rápidamente, por lo tanto, la intención compartida de la patronal y del SMATA de acabar con la experiencia de un sector importante de los trabajadores que en los últimos años venía protagonizando un proceso de organización por la base y que le había permitido recuperar la comisión interna y con ella diferentes mejoras en las condiciones de trabajo.

El gobierno (tanto el nacional, como el provincial) impulsa claramente este proceso de ajuste y de ataque al activismo antiburocrático. Por un lado, el ministerio de trabajo se reúne en las sombras con la burocracia y la empresa, desconociendo en los hechos a los miembros de la comisión interna, que han sido elegidos por la inmensa mayoría de los trabajadores de Lear. Avala todos los medidas ilegales de la empresa, como los cientos de despidos, y no se mueve para hacer efectivos los fallos de la justicia que marcan, por ejemplo, que los delegados deben reingresar a la planta. Por otra parte, el gobierno nacional y el de la provincia, militarizan la zona, desplegando cientos de gendarmes y de policías que enfrentan a los trabajadores y actúan coordinadamente con empresa y la patota del SMATA, como se vio con claridad en la mañana del 29 de julio.

La burocracia del SMATA de Pignanelli hace su parte en este plan de ajuste y persecución. No interviene ante los despidos que dejan a cientos de familias en la calle, mientras manda a su patota para hostigar a los trabajadores que resisten en la puerta de la fábrica. En otra maniobra completamente fraudulenta, condujo por la fuerza a parte de los trabajadores de Lear hasta la sede del sindicato para votar en una falsa asamblea la expulsión de los delegados.

Los trabajadores de Lear, junto a su comisión interna, continúan la lucha por la reincorporación de todos los despedidos, para que ninguna familia obrera quede en la calle. Sostienen un acampe en la puerta de la fábrica y vienen impulsando distintas actividades de lucha como cortes, caravanas por la Panamericana, festivales… Vienen recibiendo, además, por la importancia de su lucha, la solidaridad de distintos sectores, lo que ha permitido, también, impulsar jornadas nacionales con cortes coordinados en distintos puntos del país, como Neuquén, Mendoza y Jujuy.

La patronal yanqui, la burocracia del SMATA y el gobierno están juntos en este plan de ajuste y de persecución del activismo antiburocrático. Los trabajadores de Lear vienen demostrando su fortaleza y sostienen la lucha para que todos los despedidos sean reincorporados y ninguna familia obrera quede en la calle.

¡TODOS ADENTRO, NINGUNA FAMILIA EN LA CALLE!

Frente único MIR-OTR

Comentarios

Izquierda Revolucionaria
Autor

Izquierda Revolucionaria