Nuevo sitio Economía 5 Febrero 2017

"Precios transparentes": una medida que beneficia al gran comercio y a los bancos

La medida anunciada a fines de enero por el Secretario de Comercio Miguel Braun y el Ministro de Producción, Francisco Cabrera, comenzó a implementarse el 1° de febrero. Lejos de generar una baja de precios, dio vía libre a las grandes cadenas comerciales para realizara un mayores aumentos.

Economía | "Precios transparentes": una medida que beneficia al gran comercio y a los bancos

Esta iniciativa del macrismo denominada "Precios transparentes" aparece como una suerte de contrapartida al plan "Ahora 12" tan difundido por la gestión kirchnerista. Si el Ahora12 era la expresión de un Estado que buscaba intervenir en la economía vía subsidios a bancos y bajando el encaje a los mismos, por una menor tasa de interés en 12 cuotas o en una sola, el anuncio macrista representa una clara oda al idílico funcionamiento liberal.

Según la explicación gubernamental, la eliminación de estos subsidios hace que los bancos compitan por ofrecer mejores condiciones de financiación. La eliminación de cuotas y la diferenciación de los precios que se hacen en 1 solo pago, sería lo que da sentido al nombre de la medida, ya que el consumidor, estaría en condiciones de tomar la mejor decisión porque cuenta con toda la información necesaria.
Las expectativas del gobierno a su vez, están dirigidas a que la libre competencia haga que los precios bajen y de esa forma maquillar la inflación creciente.
Ahora bien, desde el anuncio de la medida hasta su implementación, se ha dado un aumento progresivo de los precios de entre un 12% y 70% por el pago en cuotas.
En los hechos, lo real es que el precio al contado ya tenía incluido el costo financiero de compra en cuotas, que se pagaba aunque la compra fuera en 1, 6 o 12 pagos. Pero la viveza de una burguesía parasitaria se tradujo en que, con esta nueva medida, no bajaran los precios en efectivo sino que aumentaran aún más los que son en cuotas. Y quienes primeriaron en esto fueron los grandes comercios de electrodomésticos.
Al mismo tiempo, ha sido sumamente confuso el modo en el que se deberían diferenciar los precios, factor que ha hecho que muchos pequeños comercios aún no implementen la medida o directamente suspendan el pago en cuotas.
Nuevamente se muestra que cualquier medida que beneficie a los banqueros y grandes comerciantes va en detrimento de las necesidades del pueblo trabajador. Sólo con un control a fondo de los precios, la apertura de los libros contables de las grandes empresas y estatización de la banca comenzará a darse vuelta la balanza de quienes ganan y quienes pierden.

Comentarios

Izquierda Revolucionaria -  Hombre Nuevo
Autor

Izquierda Revolucionaria - Hombre Nuevo