Nuevo sitio Mendoza 5 Febrero 2017

El reino del revés: violadores libres, mujeres culpabilizadas

Una joven fue violada por siete rugbiers. Todos ellos, chicos ricos y con vinculaciones políticas, están en libertad tras haber pagado fianzas de $150.000. El abogado de los violadores –también defensor de genocidas- culpó a la mujer de provocarlos y estar abusando de ellos. Mientras durante 2016 en la provincia se produjeron más de 18 femicidios, el gobierno del Frente Cambia Mendoza (UCR-PRO-Libres del Sur) tiene varios funcionarios de primera línea denunciados por violencia de género.

Mendoza | El reino del revés: violadores libres, mujeres culpabilizadas

El 22 de diciembre de 2016, una joven de 24 años, jugadora de rugby, asistió con su hermana y unas amigas a una fiesta que se hizo en un barrio privado de Chacras de Coria, donde los jugadores de la Unión de Ruby de Cuyo celebraban haber ganado el campeonato Seven de la República. Al día siguiente, la joven no recordaba nada, pero sentía fuertes dolores en su vagina. Con la ayuda de su hermana y amigas pudo reconstruir lo sucedido: la habían drogado y abusado sexualmente. Se comunicó con uno de sus abusadores, quien le confirmó que la vio tendida en la cama y tuvo sexo con ella y también le dio los nombres de los otros machitos que hicieron lo mismo.

Con ese mensaje de whatsappp en mano, la joven fue a hacer la denuncia. El expediente quedó en manos del fiscal de Luján de Cuyo, Hernán Ríos. Ella fue sometida a exámenes físicos que no arrojaron signos de violencia –lo que es totalmente lógico porque al estar drogada no podía presentar resistencia- y también le practicaron peritajes psicológicos con los que afirmaron que "no fabulaba". Se encontraron restos de semen en su ropa interior y vestido, que serán sometidos a pruebas de ADN cotejadas con los denunciados.

Hijos del poder con derecho a violar

Todos los imputados son varones de clase alta, con vínculos políticos, que quedaron en libertad inmediatamente luego de pagar fianzas de $150.000. Es paradójico que el discurso de Cornejo al sumir la gobernación haya sido el de la mano dura contra el delito, afirmando que "quienes cometan delitos graves o muy graves deben esperar su juzgamiento en prisión". Ahora está claro que el gobernador se refería a los pibes pobres que se ven empujados al choreo, porque los ricos pueden violar en masa de una mujer y luego entrar al Poder Judicial por el ascensor que usan los magistrados y salir por el mismo –claro está- luego de pagar una jugosa fianza. O tal vez, el gobierno no considera que el abuso sexual sea un delito grave.

A principios de enero se imputó por "abuso sexual simple" a José "El Gaita" Hervida, el manager de la selección mendocina, el mismo que le confirmó a la joven que todos habían abusado de ella. A fines de enero, se imputó a 4 rugbiers del seleccionado por "abuso sexual agravado por acceso carnal y por la participación de 2 o más personas" (delito que prevé una pena de 8 a 20 años de prisión). Ellos son Sebastián Vanin, Ignacio Ceschín, Enzo Falaschi y Lisandro Biffi. Este último es el hijo de César Biffi, diputado mendocino, dirigente radical, ex intendente de Godoy Cruz y ex candidato a gobernador. Mientras que el hermano de Lisandro Biffi es Facundo Biffi, titular de la Dirección de Estadísticas e Investigaciones Económicas (DEIE) y entrenador del equipo, quien también estuvo presente en la fiesta. Con el mismo cargo se imputó el 1 de febrero a dos rugbiers más: Ezequiel Pelaia y Maximiliano Filizzola.

Defensor de violadores y genocidas

Juan Day es el nombre del abogado defensor de los acusados por abuso sexual. Es el mismo que defiende a los ex jueces, cómplices y garantes del genocidio, Luis Miret y Guillermo Petra Recabarren en el marco de los juicios por delitos de lesa humanidad en Mendoza.

Este abogado no nos ha ahorrado declaraciones misóginas en los medios de comunicación, especulando con que "quizá la chica los incitó y abusó de ellos". Argumentó, además, que los rugbiers imputados "son exitosos y deportistas, no necesitan llegar a esto". Consultado por los restos de semen en la ropa de la joven, este cuervo machista no se sonrojó al excusar que "la eyaculación no requiere de relaciones sexuales". Y como la catarata de barbaridades vertidas no le resultaron suficientes, lanzó: "¿Por qué tiene que ser una mujer la sometida y no que ella sea la que consiente y la que incita? Quizás ella abusó de esos chicos. No es una menor de edad, tiene 24 años e incluso ella es mayor que los chicos que están padeciendo".

En el plano legal, Day niega el abuso sexual y afirma que las relaciones fueron consentidas. En el plano ideológico, el abogado del patriarcado culpa a la mujer por haber sido violada. Un viejo y conocido argumento machista que no puede tener cabida nunca más.

El Estado reproduce la violencia machista

A diario el gobierno busca disfrazarse de defensor de los derechos de las mujeres. Sus funcionarios participan de las marchas "Ni una menos" y anuncian "novedosas" políticas que no tienen ninguna consecuencia efectiva para poner freno a la violencia machista. Así, ayer mientras inauguraban la Unidad Fiscal de Violencia de Género, el procurador y jefe de fiscales, Alejandro Gullé, afirmaba que no hay pruebas contundentes contra los rugbiers y que por eso no están presos.

Mientras tanto, el gobierno de Cornejo rebalsa de violentos machistas por donde se lo mire. En enero, tuvo que renunciar el ministro de Salud, Rubén Giachi, al ser denunciado por su pareja porque la había golpeado. Ahora pesa la misma denuncia sobre un legislador peronista, Mario Díaz, titular de la Bicameral de Seguridad. El policía Marcelo Esquivel fue ascendido a comisario general de la departamental Capital, a pesar de que tiene una denuncia penal realizada por su esposa por la cual tiene prohibida la portación de armas y el uso de uniforme. En tanto, el Director General de Escuelas, Jaime Correas, cuenta con una condena en el fuero laboral por haber ejercido violencia verbal y psicológica sistemática contra una periodista cuando él era director del Diario UNO. El juez José Valerio, con un historial de fallos misóginos y homofóbicos, fue promovido a la Suprema Corte provincial por el gobernador Cornejo y avalado por senadores/as radicales y peronistas.

Las organizaciones feministas, de izquierda, sindicales, estudiantiles, barriales, culturales, etc. tenemos por delante el desafío de construir mayores niveles de unidad dentro del campo popular y con independencia de clase en la lucha por los derechos de las mujeres. Las coordinaciones y experiencias acumuladas nos deben permitir reacciones inmediatas frente a estos hechos de violencia machista, visibilizando y denunciando, pero también organizando escraches y movilizaciones, mostrando nuestra disposición a la lucha en las calles. Hagamos confluir todas nuestras fuerzas en un masivo paro internacional de mujeres el 8 de marzo, en el Día Internacional de la Mujer Trabajadora.

¡Cárcel a los violadores!

¡Basta de violencia machista!

¡El Estado es responsable!

El 8 de marzo: Nosotras paramos

Comentarios

Izquierda Revolucionaria -  Hombre Nuevo
Autor

Izquierda Revolucionaria - Hombre Nuevo