Nuevo sitio Fortalecer una alternativa sindical 30 Noviembre 2016

Importantes Elecciones en Juntas Internas en ATE

Esta semana vamos a protagonizar importantes elecciones en distintas juntas internas de ATE en diversos organismos del estado Nacional y de la Ciudad. En un contexto atravesado por el advenimiento del macrismo a nivel nacional y su continuidad en el gobierno de la ciudad, la consolidación de las herramientas sindicales en mano de las y los trabajadores del Estado es fundamental para garantizar los métodos democráticos, participativos y de lucha. Fortalecer las Juntas internas que garanticen la diversidad, la masividad y la autonomía política de las variantes burocráticas y proyectos ajenos a las y los trabajadores se constituye como la tarea principal.

Fortalecer una alternativa sindical  | Importantes Elecciones en Juntas Internas en ATE

El modelo sindical como expresión de una praxis política.

En cada lugar que trabajamos, las y los compañeros de Izquierda Revolucionaria promovemos procesos de organización sindical entendiendo que la conciencia política y la identidad como clase social se construye a través de la experiencia colectiva en el trascurso de los procesos de organización y lucha. A partir de ello, buscamos garantizar la participación de todas y todos sabiendo que en los lugares de trabajo circulan distintas identidades políticas e ideológicas, por lo que el desafío es construir propuestas organizativas y metodológicas que contengan las necesidades del conjunto, delimitándonos en la práctica de las propuestas que responden a intereses patronales o burocráticos. En ese sentido entendemos que la manera de aunar las intenciones de la mayoría se consigue poniendo los intereses de las y los trabajadores por delante sobre cualquier otro interés, y de esa manera realizar una experiencia que promueva la unidad en la diversidad.

Como trabajadores y trabajadoras estatales, impulsamos espacios de base sectoriales que contengan a compañeras y compañeros que compartan una misma lógica de construcción sindical. Partimos de principios organizativos claros, que nos permitan delimitarnos de otras tradiciones políticas sindicales, sin que esto resulte un impedimento para la participación de compañeras/os que teniendo diversas identidades no entran en contradicción con las prácticas políticas sindicales que acordamos. En tal sentido, los espacios de base no reemplazan la democracia sindical si no que son parte de la misma. Éstos se nutren de los debates, las realidades de los sectores, llevando aportes y caracterizaciones políticas para desarrollar propuestas que abonen al proceso colectivo, entendiendo que la defensa y conquista de nuestros derechos se genera a través de la organización democrática, solidaria, con autonomía e independencia política, y creatividad al servicio de la lucha.

Además, muchos y muchas de nosotros nos encontramos trabajando en lugares donde se desarrollan e implementan políticas públicas sensibles para el pueblo trabajador. En este sentido, la construcción de gremialidad toma la forma de repensar las tareas, las condiciones en cómo se trabaja y los impactos de dichas políticas, disputando los sentidos de las mismas y cuestionando la orientación de los recursos del Estado. Porque entendemos que quienes trabajamos en políticas sociales y de empleo, prácticas educativas, sanitarias, estratégicas, etc. al mismo tiempo que debemos luchar por condiciones de trabajo dignas, debemos hacerlo porque las políticas públicas sean universales y de calidad. Las consignas que fueron tomadas por el conjunto de las y los estatales como "soy estatal, mi trabajo son tus derechos" o "con trabajadores precarizados las políticas públicas son precarizadas" reflejan que nuestra lucha no es sólo una disputa económica sino también, y sobre todo, una lucha política.

Con estos principios básicos construimos en cada lugar de trabajo y apostamos al agrupamiento de las y los activistas y militantes que compartimos los mismos criterios político-organizativos. En ese sentido ATE Desde Abajo se constituye como la expresión de esa búsqueda. En esta agrupación de trabajadores y trabajadoras estatales, confluye la participación de diferentes organizaciones políticas y sociales que entienden la política sindical en un mismo sentido, como también la de trabajadoras/es independientes que comparten el modelo sindical y reconocen en las Juntas Internas donde estamos organizados, una práctica política concreta y coherente. En este sentido ATE Desde Abajo expresa un frente común que nos permite ampliar una referencia política-sindical distintiva, que va arraigándose en los lugares de trabajo, contando con referentes en decenas de organismos nacionales y municipales, siendo una experiencia en crecimiento que viene jugando un rol multiplicador de organización sindical Desde Abajo.

La construcción de agrupación sindical en el marco de ATE Capital nos permite fortalecer una alternativa sindical en una seccional, que hoy está hegemonizada por la fracción Verde y Blanca que apuesta a ser la retaguardia política de un sector del kirchnerismo, reproduciendo una lógica sectaria y burocrática de fracción agrupacional, que colisiona con los procesos democráticos, participativos y de lucha. Asimismo, la consolidación de ATE Desde Abajo nos permite construir autonomía política respecto de la crisis interna que vive ATE desde hace años. Las distintas fracciones de la verde están embarcadas en una disputa internista que claramente beneficia a la patronal, ya que esta situación debilita la posibilidad de construir unidad para luchar y fortalecer nuestra correlación de fuerza para defender y conquistar nuestros derechos.

Crecen Desde Abajo

Dentro de la lógica gremial estatal, en los lugares donde hay organización sindical en el marco de la Asociación Trabajadores del Estado, los mandatos de las y los delegados deben ser renovados cada dos años. No son pocas las Juntas Internas que dentro de la Seccional Capital atraviesan estas semanas este momento eleccionario, momento propicio para realizar balances respecto de la herramienta gremial y pensar el contexto político y social para tomar posición sobre cuál es la mejor manera de organizarse sindicalmente.

Destacamos a las elecciones que se están celebrando en el Ministerio de Trabajo, en el Ministerio de Educación, en el sector de Obras Públicas y Vivienda del Ministerio del Interior, en el Ministerio de Cultura, INCAA, INTI, entre otras de la órbita de la Administración Pública Nacional; y en el macro de la Administración Porteña la Junta Interna de Promoción Social.

En este contexto de elecciones relevantes, tanto por tratarse de sectores estratégicos en la administración pública como en la vida interna del sindicato, estamos apostando los mayores esfuerzos para que los procesos que vienen consolidando un modelo sindical de base se sigan desarrollando y consolidando.

Después de muchos años de ser probados antes los avatares de las distintas coyunturas políticas y ante los ininterrumpidos intentos patronales de disciplinar a las y los trabajadores mediante la precarización laboral, persecución sindical y los despidos; apostamos a que las Juntas internas queden en mano de las experiencias ligadas al modelo sindical que desarrollamos. Y de esa manera continúen creciendo herramientas sindicales que pongan los interés de las y los trabajadores por delante y construyan experiencias de organización y lucha para que, en el camino de conquistar nuestros derechos laborales y sectoriales, nos permitan construir identidad política como clase trabajadora y apostar a construir proyectos políticos emancipadores, que persigan terminar con toda forma de violencia, opresión y explotación, a decir de Agustín Tosco:

"Para que todos juntos, trabajadores, estudiantes, hombres de todas las ideologías, de todas las religiones, con nuestras diferencias lógicas, sepamos unirnos para construir una sociedad más justa, donde el hombre no sea lobo del hombre, sino su compañero y su hermano."

Comentarios

Izquierda Revolucionaria
Autor

Izquierda Revolucionaria