Nuevo sitio Reclamo de reapertura de paritarias 6 Noviembre 2016

Una movilización “por la dignidad” y para cumplir

Las dos CTA (De los Trabajadores y Autónoma) marcharon este viernes 4 a Plaza de Mayo "por la dignidad de los trabajadores", en una alicaída convocatoria en la que predominaron el sector cooperativo organizado en la CNCT y las organizaciones sociales. Pablo Micheli hizo bajar del palco al ex vicepresidente Amado Boudou.

Reclamo de reapertura de paritarias | Una movilización “por la dignidad” y para cumplir

Unas 15.000 personas se movilizaron el pasado viernes 4 a Plaza de Mayo en reclamo de reapertura de paritarias, en el marco de la convocatoria realizada por las CTA de los Trabajadores y Autónoma que conducen Hugo Yasky y Pablo Micheli, respectivamente.

La participación mayoritaria la aportaron los trabajadores agrupados en la Confederación Nacional de Cooperativas de Trabajo (CNCT) y organizaciones sociales, en tanto fueron muy débiles las columnas de gremios docentes y la de ATE Capital, fundamental aliado del yaskysmo en el gremio estatal.

Para los organizadores, la movilización significó un evidente paso atrás luego de la Marcha Federal del 2 de septiembre. Con la CGT resuelta a no parar y con fecha prefijada de movilización para el 18 de noviembre junto a organizaciones sociales, la iniciativa de las CTA tuvo un eco significativamente menor, tanto en capacidad de convocatoria como en el marco de alianzas que pudo concitar.

Por esto mismo no hubo presencia significativa de ninguno de los gremios de la CGT críticos del triunvirato de conducción (que en otras ocasiones fueron acompañantes de las convocatorias ceteístas); e incluso una serie de organizaciones sociales (CTEP, CCC, Barrios de Pie y otras) se movilizaron el mismo viernes pero por la mañana, en una acción multisectorial en torno al eje de defensa de las economías regionales.


Un palco con hegemonía clara y empujones

Los oradores de la jornada fueron Pablo Micheli, una referente del Movimiento de Ocupantes e Inquilinos (MOI) de la CTA-A; Daniel Catalano por ATE Capital y Hugo Yasky, quien en contraste con las breves alocuciones de quienes lo precedieron en el uso de la palabra, cerró la jornada con un extenso discurso de denuncia a las políticas de revanchismo de clase del macrismo y de defensa de los "12 años de conquistas populares".

Por amplia correlación de fuerzas a su favor, está clara la hegemonía del yaskysmo en la articulación entre ambas CTA, en contraposición con la escuálida representación de Micheli, reducida cada vez más a sí mismo y a un puñado de dirigentes leales, jugados a fondo a la supervivencia política personal.

El dato de color es que mientras Yasky daba su discurso, Micheli dio la orden de bajar del palco al ex vicepresidente Amado Boudou, lo que se implementó a los empujones y provocó un escándalo primero en la tribuna y luego en medios de comunicación y redes sociales.


Fortalecernos en las bases

El cuadro de fragmentación y dispersión objetiva de las acciones de resistencia al ajuste macrista debilitan enormemente las posibilidades de éxito de esas luchas. La tregua cómplice y entreguista de la conducción de la CGT y las internas de aparato que cruzan todo el accionar de las CTA, constituyen un obstáculo severo para el desenvolvimiento de procesos de lucha que construyan victorias concretas contra el ajuste.

En este marco, con la perspectiva de un paro general que de serlo será ya en el 2017, la tarea inmediata es fortalecer la resistencia en nuestros lugares de trabajo y organización, forjando desde las bases la acumulación de fuerzas que haga posible que las reivindicaciones de la clase trabajadora se impongan de una vez, por encima de las claudicaciones y limitaciones conocidas de las conducciones sindicales.


* (Foto portada: Sitio web CTA)

Comentarios

Izquierda Revolucionaria
Autor

Izquierda Revolucionaria