Nuevo sitio Ferroviarios 30 Octubre 2016

Paros y oídos sordos en el Ferrocarril

En la semana del 24 de Octubre trabajadores de distintos Sindicatos del gremio Ferroviario protagonizaron variadas medidas de acción que involucraron a las siete líneas metropolitanas

Ferroviarios | Paros y oídos sordos en el Ferrocarril

La situación crítica de los Ferrocarriles Argentinos, si bien es crónica, se vio agravada en esta última etapa por las políticas de lógica empresarial que se vienen impulsando desde el gobierno Nacional. Desde la Gestión Kirchnerista encarnada por Randazzo y su revolución Ferroviaria hasta la actualidad en manos de Dietrich, el sistema ferroviario y los trabajadores ferroviarios vienen siendo degradados y manoseados.

El pasado miércoles 26 de octubre APDFA (Asociación del Personal Directivo de Ferrocarriles Argentinos) llevó adelante un paro de 24 horas votado por el total de sus delegados y realizó al mismo tiempo piquetes en distintos puntos clave para impedir la salida de los trenes. Los reclamos son la reactivación de los distintos ramales que salen de Constitución que fueron dados de baja por el Ministerio de Transporte. Dietrich viene imprimiendo una lógica empresarial en los servicios públicos, que se puede sintetizar en el lema "ramal que no da ganancias, ramal que se cierra" , como viene ocurriendo con Bahía, Bolívar, Vero, 25 de Mayo, Menchita, Bragado entre otros. Estos servicios, incluido el de Mar del Plata, estaban bajo la órbita de Ferrobaires. Sus trabajadores plantean que hoy día no está funcionando ni un servicio a ninguna parte de Buenos Aires. El otro punto de reclamo se desprende lógicamente de la política que imprime el Gobierno Nacional mediante el Ministerio: una "necesaria redistribución del personal" que deja un saldo de despidos en todas las líneas y especialidades.

Durante el paro, los trabajadores sufrieron aprietes por parte del mismo sindicato y la policía, quienes intentaron meter miedo y boicotear la medida. Si bien en algunas líneas no se acató mayoritariamente, el conflicto pudo salir hacia afuera y tomar conocimiento público. La medida se levantó antes del mediodía del mismo 26 de octubre, ya que los laburantes entendieron que se había logrado el objetivo propuesto.

Al día siguiente, jueves 27 de octubre, señaleros de la Línea Urquiza pararon el servicio 3 horas por la tarde para reclamar una serie de mejoras en sus condiciones laborales, entre ellas la reducción de la jornada, pedido histórico de esta especialidad de mucho compromiso y presión por la tarea que implica. Los trabajadores de dicho sector hicieron una asamblea y resolvieron parar tras varias reuniones con el ministerio, mientras que la empresa subsidiada, Metrovías , calificó de "salvaje" la medida de fuerza. Quienes no ahorran adjetivos para calificar las acciones dignas que realizan los trabajadores, se llenan de plata a costa de bajar costos que ponen en peligro la vida de los trabajadores y pasajeros.

Nuevo escenario

Es claro que estamos en presencia de una intentona del gobierno y los patrones de llevar adelante cambios estructurales en el plano laboral. Esto los trabajadores lo ven en pequeños movimientos que se van produciendo al interior de los distintos sectores: "cuando algo huele mal, uno sabe qué se viene". Es así que se genera malestar e incertidumbre y comienza a avizorarse una pulseada entre empresas y laburantes. La complicación para los trabajadores es que sus dirigencias sindicales tienen más intereses en común con los patrones que con quienes dicen representar.

Son los primeros pasos y tantos años de adormecimiento generado por las cúpulas sindicales hacen desiguales y desparejas las luchas. A los golpes se aprende y se van alimentando las estrategias que los trabajadores deben llevar adelante, siempre confiando en su fuerza.

Desde Izquierda Revolucionaria apostamos a la construcción desde abajo en el seno de los trabajadores ferroviarios, ir por las pequeñas conquistas que de a poco generen esa confianza que nos han sacado por medio del aislamiento y el miedo que instaló la Unión Ferroviaria.

¡Apertura de los ramales cerrados!

¡No a la lógica empresarial en el servicio publico!

¡Por un servicio público de transporte gratuito y de calidad!

¡Por un sindicato al servicio de los trabajadores!

Comentarios

Izquierda Revolucionaria
Autor

Izquierda Revolucionaria